A continuación se exponen las Publicaciones del Blog según preferencias.

martes, 28 de julio de 2009

El “Libro Rojo”, a debate.

Desde su creación en 1.963, la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN, más conocida como “El Libro Rojo”, ha recibido numerosas críticas tanto en el plano científico como en el político; esto no solo se debe a que hasta fechas recientes no eran suficientemente conocidas las fuentes de información o los métodos empleados para confeccionar semejante lista, sino también por su escasa claridad que a menudo invitaba a hacer un mal uso de la misma por parte de gobiernos y organizaciones.
Justo cuando este documento, revisado anualmente y actualizado en profundidad cada cinco años, parecía estar solventando sus defectos y proporcionando una valiosa información acerca de la evolución poblacional de las especies en vías de extinción, una nueva crítica parece poner en evidencia la valía de dicho documento. Esta nueva traba al listado de especies amenazadas ha sido puesta de manifiesto a través de una observación sobre la Fauna del archipiélago de Canarias; un grupo de islas de origen volcánico ubicado frente a la costa noroeste del continente africano, perteneciente al Reino de España.
Dicha observación, publicada a modo de estudio regional, advierte de que en la Lista Roja aparecen multitud de especies cuya supervivencia no parece estar comprometida en absoluto, haciendo el listado desorbitadamente extenso e innecesariamente complejo. Tal afirmación fue pronunciada al comprobar los métodos y criterios empleados a la hora de confeccionar la Lista. Uno de estos criterios califica de “Vulnerables” todas aquellas especies cuya distribución geográfica no superen los 2.000 kilómetros cuadrados de extensión; pero dado que la mayor de las islas del archipiélago canario apenas alcanza esa extensión, todas las especies endémicas de las mismas, no menos de 38 Vertebrados, 2.960 Artrópodos,, 196 Moluscos y 510 Plantas (3.672 especies es total), son consideradas vulnerables; pero la prospección sobre el terreno invita a pensar que pese a su condición de endemismos insulares, muchas de las especies enlistadas por la UICN gozan en realidad de un excelente estado de conservación, con poblaciones prósperas y estables que distan mucho de estar amenazadas.

Las islas Canarias constituyen un archipiélago
volcánico, coronado por el imponente monte Teide.

El estudio concluye que debido a que la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) fundamenta sus criterios basándose en investigaciones llevadas a cabo en Vertebrados y Vegetales exclusivamente continentales, su Lista no resulta válida a la hora de calificar el estado de conservación de las especies isleñas.
Este trabajo, efectuado por José Luis Martín Esquivel, investigador en el Centro de Planificación Medioambiental (CEPLAM) del Gobierno de Canarias, revela una deficiencia en los criterios practicados en la Lista Roja que si bien pueden no ser eficientes en islas pequeñas, si son perfectamente aplicables a grandes territorios insulares, dándole la paradoja de que dicho listado está beneficiando a la Fauna y Flora canaria al dotarla de protección sin que ésta sea estrictamente necesaria. No obstante, a mi juicio existe un crucial detalle que no ha sido tenido en cuenta por el Dr. Esquivel y que sin embargo queda prevenido, aunque de forma fortuita, inconsciente y no intencionada, por la UICN. Este “detalle” implica que la protección de tales endemismos puede fomentar la prevención de incendios forestales y otras agresiones a gran escala. A pesar de que una especie pueda presentar un excelente estado de conservación, si se manifiesta un gran incendio en la isla, capaz de devastar gran parte del territorio emergido (El incendio de Gran Canaria, que calcinó una cuarta parte de la isla en 2.007 es una excelente advertencia de lo que puede suceder), puede poner en serio peligro toda su población, reduciendo drásticamente el número de ejemplares vivos en un breve periodo de tiempo.
Resulta incuestionable que se trata solo de un beneficio inesperado que de ningún modo subsana los errores de planteamiento cometidos por UICN, pero constituye un toque de atención sobre la “vulnerabilidad crónica” que todos los endemismos insulares padecen, pues al no poder desplazarse en situaciones de devastación de su hábitat, pueden sufrir regresiones drásticas en periodos de tiempo mesurados en no más de unos pocos días.

miércoles, 22 de julio de 2009

El Legado de Charles Darwin.

El Legado de Charles Darwin.

A pesar de que la UNESCO decretó que 2.009 sería oficialmente reconocido como “El año de la Astronomía”, este año celebramos también el 200º aniversario del nacimiento de Charles Robert Darwin (12 de Febrero de 1.809 – 19 de Abril de 1.882), así como los 150 años de la publicación de su obra “El Origen de las Especies”, la cual cambió nuestro concepto de la vida para siempre.
Con la intención de homenajear la inestimable obra del genial estudioso británico de la mejor manera posible, este Blog organiza, gracias a la estimada colaboración del Foro especializado en Quelonios y Fauna cautiva “Tortuamigos”, el concurso de redacción “El Legado de Charles Darwin”, tratando con ello de fomentar la lectura, indagación y resolución de los procesos evolutivos que dieron origen a las especies, procesos que forzaron el intelecto y razonamiento de Darwin. Al mismo tiempo, la exposición de los trabajos vertidos en el Concurso dotará al mismo de gran valor educativo y divulgativo acerca del legado ideológico de Darwin en general y los procesos evolutivos de las especies presentadas en particular.
Este Concurso de redacción sobre Evolución habilitará su periodo de inscripción el próximo Sábado 1 de Agosto y permanecerá vigente hasta el último día de Noviembre de este mismo año. Contará con un jurado mixto, entre expertos en la materia y el público, y cualquier interesado puede participar, ya sea como concursante o como votante.
“El Espejo de la Ciencia” ha confeccionado un lote de productos destinado a ser obsequiado al ganador del Concurso de redacción “El Legado de Charles Darwin” en concepto de recompensa por su triunfo.
Los componentes elementales del lote son: Diploma honorífico impreso, sellado y homologado que constata la condición de ganador del citado evento. Libro “El Origen de las Especies”, obra maestra del homenajeado Charles Robert Darwin; se trata de una edición especial editada en 2.009 con motivo del 150º aniversario de su publicación. Documental “Viviendo entre Leones”, se trata de un documento audiovisual de National Geographic Society sobre vida salvaje cuya filmación comenzó en el año 2.002 y fue publicado en 2.006. Además, todos los participantes recibirán por igual un Diploma conmemorativo digital de este acto indistintamente del resultado de las votaciones.
Hallará toda la información referente al concurso, así como la respuesta a todas sus dudas, en la sección específicamente habilitada para este evento en el Foro de Amigos de las Tortugas.


Puede leer las Bases de Concurso de redacción en formato PDF listo para imprimir a través del siguiente enlace; o si lo prefieres, obtendrá este mismo documento en formato de texto en la citada sección del Foro de Amigos de las Tortugas.


Por supuesto, El Espejo de la Ciencia ofrecerá un completo seguimiento del evento.

Anímese y participe, está invitado.

sábado, 18 de julio de 2009

Computación para la Ciencia.

La dependencia que muchas veces experimenta la Ciencia con respecto a los ordenadores (Computadoras) es algo que vemos a menudo en la actualidad; tal es la complejidad y amplitud de los datos a manejar por Científicos y Analistas que su labor sería imposible sin el uso de estas máquinas. La capacidad que los ordenadores modernos presentan para computar, cotejar o cuantificar datos mediante algoritmos matemáticos es tal que facilitan enormemente la comprensión de los mismos. Además de acelerar un proceso que de otro modo se prolongaría durante décadas.
No obstante, algunos experimentos requieren el manejo de tal cantidad de datos que ni siquiera los ordenadores más potentes de los que disponemos son capaces de procesarlos a un ritmo aceptable. Este era el caso del llamado “Proyecto SETI” (Search for ExtraTerrestrial Intelligence) de la Universidad de Berkeley, un intento por detectar posibles transmisiones de radio en el espacio procedentes de planetas habitados por vida inteligente; SETI disponía del equipamiento para captar dichas señales si éstas se producían, ya que tenía a su disposición el mayor Radiotelescopio del mundo, ubicado en Puerto Rico, pero era imposible procesar toda la información captada por la gigantesca antena en la longitud de banda deseada, por lo que se recurrió a una ingeniosa idea: Los datos serían comprimidos y divididos en fragmentos aptos para ser procesados por ordenadores personales; para ello se desarrolló una sencilla aplicación con aspecto de salvapantallas que podía instalarse gratuitamente en los ordenadores particulares de aquellos voluntarios que deseasen colaborar. El resultado no podía ser mejor; en poco tiempo había millones de PCs recibiendo datos desde un servidor centralizado para su procesamiento sin que sus propietarios perdiesen ni un solo recurso de sus ordenadores, puesto que el programa solo hacía uso de la computadora cuando se activaba el salvapantallas, es decir, cuando nadie utilizaba el aparato y éste derrochaba la energía consumida.
Más tarde llegó una importante innovación; con el fin de mejorar el rendimiento y eficacia de su aplicación, la Universidad de Berkeley (California, Estados Unidos) diseñó un sólido programa de código abierto denominado BOINC (Berkeley Open Infrastructure for Network Computing), el cual proporcionaba una fiable plataforma de distribución de datos compatible con múltiples aplicaciones basadas en el cálculo computacional mediante algoritmos matemáticos. Gracias a ello el Proyecto SETI se convirtió en una labor de interés y participación a escala mundial permitiendo diversificar y perfeccionar el mecanismo de búsqueda.

Salvapantallas del Proyecto SETI@home en BOINC.

La Universidad de California pronto recibió ofertas de numerosas instituciones científicas y grupos dispuestos a adquirir licencias de tan llamativa plataforma para dar vida a proyectos inalcanzables para las computadoras centralizadas, con lo que diversas tareas pudieron ser elegidas por los voluntarios de BOINC para procesar en sus ordenadores según sus propias preferencias e intereses. Los beneficios obtenidos por la venta de licencias han contribuido a perfeccionar el programa y dar cabida a un mayor número y variedad de proyectos, cada uno con su aplicación específica.
Actualmente es BOINC el mayor sistema de computación del mundo, duplicando casi en la práctica la capacidad del mayor ordenador centralizado del planeta, por lo que se ha convertido en una valiosísima herramienta para la Ciencia, con decenas de proyectos en vigor que dependen de la colaboración voluntaria de los usuarios de Internet.
Entre los proyectos que utilizan BOINC destacan los destinados al estudio del Cosmos o la Medicina. Un buen ejemplo de los primeros es Einstein@home, el cual trata de detectar las Ondas Gravitacionales predichas por la célebre Teoría de la Relatividad de Albert Einstein, las cuales son supuestamente emitidas por Agujeros negros y Púlsares supermasivos y cuya existencia aún no ha sido confirmada; los datos procesados provienen de varios Interferómetros gigantes ubicados en Estados Unidosy Alemania. Entre los estudios dedicados a la Medicina destaco “Malaria Control”, que pretende obtener el modelo estocástico del Virus para luchar contra la epidemia o el Proyecto “Superlink@Technion” que busca identificar los Genes causantes de enfermedades congénitas para su prevención.

Einstein@home, en busca de Ondas de gravedad.

Desde luego no faltan proyectos de características dispares, dedicados al estudio del clima, la resolución de paradojas matemáticas o el desarrollo de videojuegos o sistemas virtuales más eficaces, por lo que el voluntariado tiene una gran diversidad de estudios donde destinar su colaboración.

ClimatePrediction.net estudia el cambio climático.

Desde aquí me gustaría animal a todos los lectores a colaborar en la computación distribuida para uso científico; es muy sencillo, gratuito y carece de molestias, puesto que la plataforma apenas ocupa unos pocos Megabytes en su disco duro y tan solo hace uso de los recursos que usted no está aprovechando en cada instante; cualquier ordenador con acceso a la red es bueno, independientemente de su capacidad o el sistema operativo que utilice. Su contribución desinteresada supone un gran avance para la Ciencia, la Medicina u otros sectores de nuestra sociedad. Accede al Web de la plataforma BOINC a través del siguiente enlace, elige el proyecto que más te motive, intégrate si lo deseas en su comunidad y Foro de usuarios y colabora, nada tienes que perder y todos ganamos.

- Web Oficial de BOINC (Universidad de California, Berkeley).

domingo, 12 de julio de 2009

Paleontología sensacionalista.

Seguramente muchos lectores habrán atendido noticias acerca del descubrimiento de un fósil impúdicamente tildado de “Eslabón perdido” y anunciado a los medios del mundo con toda la fanfarria y publicidad posible, más propia de una atracción de circo que de un hallazgo científico.
El fósil en cuestión, apodado Ida y biológicamente nombrado Darwinius masillae, ha sido clasificado como miembro de la Familia Notharctidae, pesaba unos 900 gramos cuando murió antes de cumplir su primer año de vida y todavía presentaba la dentición de lactante; fue hallado en la alemana localidad de Messel en 1.983 por un grupo de comerciantes de fósiles que fracturaron el espécimen en dos partes para venderlos por separado, obteniendo así un mayor beneficio. Los restos permanecieron en distintas manos privadas y desconocidos para la Ciencia hasta 2.006, cuando la Universidad de Oslo adquirió ambas partes, pudiendo ser contempladas por primera vez en la Feria de Minerales y Fósiles de Hamburgo en ese mismo año.
Darwinius masillae ha protagonizado la presentación científica más extravagante, mediática y desmesurada de las últimas décadas y aunque se afirma con contundencia que se trata del eslabón perdido entre la evolución de los Lémures y los ancestros directos de los Humanos, la sombra del fraude se cierne sobre Ida. A pesar de tratarse se un fósil intencionadamente dañado y manipulado para incrementar su valor comercial, no es la veracidad del pequeño Primate lo que levanta sospechas, sino la validez de la investigación que ha proclamado a Darwinius masillae como el ancestro directo más antiguo de nuestra especie, con 47.000.000 de años de antigüedad (Procedente del periodo Eoceno).
Philip Gingerich de la Universidad de Michigan, el Dr. Jens, Franzen y el Dr. Jörg Habersetzer del Museo Senckenberg, comandados por el Dr. Jørn Hurum llevaron a cabo la confidencial investigación, tachada de inmediato de sensacionalista y poco ortodoxa.
Mucho más prudente y sobria fue en cambio la presentación en sociedad de Ganlea megacanina, otro Primate mostrado hace apenas dos semanas procedente Myanmar. Lejos del Glamur de Ida, este fósil presenta tan solo la mandíbula inferior de una especie al menos 9.000.000 de años mas reciente que la anteriormente citada, pero sus humildes restos ofrecen pruebas más sólidas de su evolución hacia los Humanos que los del completísimo Darwinius masillae con un 95 % de su organismo conservado.
Ganlea megacanina presenta una dentición característica que lo emparenta con los denominados “Simios del nuevo mundo” o Platirrinos, constituyendo un primitivo Taxón de Haplorrino ubicado en la Familia Amphipithecidae. El desgaste de sus colmillos sugiere unos hábitos alimentarios muy similares a los Platirrinos actuales y su situación geográfica encaja mucho mejor con el desarrollo filogenético hasta ahora documentado.
Sin embargo, un sector mayoritario de la Comunidad Científica se muestra reacia a aceptar a Ida como ancestro remoto de los Primates superiores y solicita un estudio más abierto y controlado, sospechando que el estudio previo no fue tan neutral como se habría deseado. Indican que la oposición del dedo pulgar de las manos de este fósil, principal argumento para implicar a Darwinius en la línea evolutiva Humana, no es más que un caso de evolución convergente, dado que la estructura de los Carpianos y Metacarpianos es demasiado diferente a la de los Haplorrinos como para constituir un vínculo de parentesco, lo que sugiere que se trata del primer representante conocido de una estirpe extinta a medio camino entre los Adápidos y los Lémures, algo de lo que no puede ser acusado Ganlea megacanina, pues su estructura dental refleja una adaptación primigenia de sus parientes vivos. Llegados a este punto megacanina se adjudica por ahora el calificativo de ancestro mas antiguo documentado en respuesta a la cautela científica reinante; Darwinius masillae tendrá que esperar a un nuevo examen para revalidar o descartar su posición.
Por ahora la polémica está servida, serán necesarias nuevas pesquisas para aclarar este conflicto evolutivo.

jueves, 2 de julio de 2009

Cuatro Estaciones.

Son denominados “Estaciones” los periodos temporales en los que las condiciones meteorológicas y térmicas de una determinada región se mantienen estables dentro de ciertos parámetros. En los trópicos suelen ser dos las estaciones reconocibles; una lluviosa en la que se registran constantes precipitaciones y otra seca durante la cual desciende la tasa de humedad atmosférica, aunque apenas son notables cambios en la temperatura durante todo el año. En las regiones desérticas, polares u oceánicas pueden diferenciarse estacones propias que van desde un único periodo estacional en el Sur del desierto del Sahara hasta las seis registradas en islas tropicales del océano Pacífico. Sin embargo, todos estos periodos estacionales tienen algo en común; se repiten anualmente en el mismo orden y hacia las mismas fechas, con ligeras variaciones. Se trata de un ciclo llamado “Clima”.
Cuatro son las estaciones climáticas reconocibles en las zonas templadas, sobre todo en las situadas en el Hemisferio Norte; la “Primavera” es un periodo de temperaturas templadas y lluvias moderadas que propician la floración de las plantas y la reproducción de la Fauna tras el frío hibernal: a continuación, el “Verano” se caracteriza por sus altas temperaturas y su ínfima humedad ambiental lejos de las masas de agua; el “Otoño” es la siguiente estación, en la que temperaturas en descenso y un volumen moderado de precipitaciones estimulan a la Flora y la Fauna a prepararse para el “Invierno”, la estación más fría y húmeda del año. Dado que la Primavera y el Otoño coinciden con los Equinoccios orbitales, el Invierno está acompañado por el Solsticio hibernal, propiciando el descenso térmico que halla su contraposición en el Verano con su mayor periodo de insolación.
Este ciclo climático anual presenta sus variaciones regionales dependiendo de la latitud, la geología y otros factores, pero su devenir anual proporciona estabilidad a los ecosistemas locales y globales, favoreciendo el desarrollo de la actividad biológica. No obstante, un gran peligro se cierne sobre este ciclo perfecto; un cambio climático global se está gestando a causa de las irresponsables actividades humanas, amenazando con romper el equilibrio existente con un incremento térmico fatídico.
A modo de advertencia, me place presentar un nuevo audiovisual que pretende plasmar la belleza idílica y la fuente de vida que el devenir estacional otorga a nuestros ecosistemas; un recordatorio de lo que podemos perder si no frenamos nuestro impacto sobre el clima mundial. Para tal empresa he originado un lúdico e ilustrativo pase de diapositivas captadas en las estribaciones orientales del sistema montañoso Ibérico, situado en la península del mismo nombre, en territorio español, a lo largo de las cuatro estaciones. Deseo que disfruten del documento y sirva de llamamiento a la conciencia y la responsabilidad individual.



Presentación del Audiovisual.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...